10 enseñanzas que nos dejan las madres colombianas

Comprar Casa en Colombia desde España, 10 enseñanzas que nos dejan las madres colombianas

10 enseñanzas que nos dejan las madres colombianas

 

 

Mayo es el mes en que se rinde homenaje a las madres del mundo entero.  ¿Pero que tienen de especial las madres colombianas y qué es lo que las hace tan especiales?

 

Son incontables las habilidades y cualidades que tienen las madres, así que para hacer esta lista de las 10 enseñanzas que nos dejan las madres colombianas y que nunca olvidamos, nos dimos a la tarea de preguntarle a algunos de nuestros clientes.

 

Y entre una lista de cientos de habilidades, cualidades y superpoderes, las 10 que sobresalieron fueron las siguientes:

 

 

1.   Las madres colombianas nos enseñan cómo ser clarividentes

 

Ellas tienen esa gran capacidad de saber con exactitud lo que va ocurrir en el futuro, es por eso que cuando dicen frases como:

 

  • “Esa persona no te conviene”

 

  • “No busque lo que no se le ha perdido”

 

  • “Eso va terminar mal”

 

  • “Bájese de ahí que se va a caer”

 

  • “No vaya a esa fiesta, tengo un presentimiento”

 

Casi siempre tienen razón y para rematar con broche de oro, cuando se cumplen sus premoniciones, terminan con la temida frase:  ¡Se lo dije, pero como no me hace caso!”

 

¿Alguna vez perdiste algo y diste un montón de vueltas sin poderlo encontrar? Pues al parecer ellas tiene un GPS cocido a todos los objetos de la casa, porque los encuentra con solo echar un vistazo.

 

Y como si fuera poco, hacen un gesto con su boca para señalar en dónde está  y luego con una media sonrisa burlona y sin pronunciar palabra, casi siempre, te demuestran que no buscaste bien.  ¿Cómo lo hacen?  Es un misterio, no pierdas tiempo buscando la respuesta.

 

Aaahh pero el asunto no queda allí, ahora viene lo bueno: “La cantaleta”.

 

 

2.   Las madres colombianas nos enseñan el arte de la cantaleta

 

Si tu madre es colombiana, lo más seguro es que ya sepas de memoria la mayoría de las siguientes frases:

 

  • “Parece que todo lo que le digo le entra por un oído y le sale por el otro”.

 

  • “¡Me recoge ese reguero mijitico que nos vamos ya!.

 

  • “Mire este cuarto parece un chiquero de marranos”.

 

  • Aaahh se se lo dije: “¡Eso le pasa por andar miquiando!”.

 

  • “¿Y es que usted cree que se manda solo?”.

 

  • Mientras usted viva debajo de este techo y estas cuatro paredes, se hace lo que yo diga… ¡carajo!

 

¿Cuál es la frase, dicho o cantaleta que tu madre dejó grabada en tu mente para siempre?

 

 

 

3.   Las madres colombianas nos enseñan cómo sacar adelante  una familia

 

Puede que las madres colombianas echen cantaleta y repitan constantemente frases como:

 

  • “¡Todo lo que hago por ustedes y mire cómo me pagan!”.

 

  • “Yo qué hice para merecer esto”.

 

  • “¡Es que lo único que usted tiene que hacer es estudiar! ¡Y mire!”.

 

  • “Es que usted no valora todo mi esfuerzo!

 

  • “Cuando yo me muera, ahí sí le voy a hacer falta”.

 

Pero eso sí ellas hacen lo que sea necesario, para alimentar, educar y darle una vida digna a sus hijos.  Así que tienen todo el derecho a quejarse y hacer un poco de drama, de vez en cuando.

 

Sigue este enlace para conocer otros 20 dichos típicos de las mamás colombianas y de paso revive bellos momentos, sonríe y agradece por tener una madre colombiana.

 

 

4.   Las madres colombianas nos enseñan que saben detectar  mentiras

 

Las agencias de investigación deberían contratar a las mamás colombianas, ellas son como polígrafos andantes.  No sólo detectan las mentiras, también se meten en tu cabeza y saben con exactitud lo que estás pensando.

 

Incluso saben cuando estás triste, aunque te encuentres lejos y ni siquiera tienen que preguntarte.

 

Ellas también tienen la cura para el mal de amor y por alguna extraña razón, su sopita de pollo, ese delicioso chocolate caliente, o esa frase tierna y amorosa siempre nos hacen sentir mejor.

 

Las madres colombianas nos enseñan que saben detectar mentiras

 

 

5.   Madre colombiana que se respete tiene el remedio bendito que necesitas

 

Los chamanes del mundo deberían consultarle a la madres colombianas, ellas tienen una cura para cada dolencia, se saben de memoria todas las recetas de cuanto remedio casero existe.

 

¿Recuerdas cuántas veces tu mamá te curó esa fuerte gripe, el raspón en la rodilla, el dolor de estómago, el dolor de odio y hasta el estreñimiento?

 

Pues con aguadepanela con limón, ajo machacado, bebida de manzanilla, jugo de penca sábila y todo esto acompañado de la frase:  “Tómeselo mijito que eso es bendito!”

 

Pues lo mejor de todo es que sus recetas sí funcionan.  Tanto así que cada vez que te enfermas, la llamas para pedirle la receta.

 

Lo curioso es que ahora eres tú quien dice: Mamá, ¿cuál es la receta que es bendita para……? Si estás sonriendo en este momento, es porque ya te ha pasado varias veces.

 

 

6.   Las mamás colombianas nos enseñan cómo ser  multitarea

 

Sí, solo una madre colombiana es capaz de preparar la comida, atender un domicilio, hablar por teléfono, ver una novela en la tele, ayudar a hacer la tarea a sus hijos y lanzar miradas de advertencia al más desobediente a la vez.

 

Ellas reciclan y crean cosas nuevas de lo que se supone que ya no sirve. Ellas aprenden plomería, carpintería, pintura y algunas hasta electrónica, y hacen que rinda cada peso del presupuesto del hogar.

 

¿Cómo lo hacen? Ellas tienen un chip especial en su cabeza, es una programación extraña que heredaron de las abuelas y si tienes suerte, tal vez algún día aprendas a hacer la mitad de lo ellas hacen.

 

Las mamas colombianas nos enseñan como ser multitarea

 

 

7.   Las mamás colombianas nos enseñan que donde comen dos comen tres o más

 

Las madres colombianas tienen el poder de multiplicación de los panes. Sí, ese es otro misterio sin resolver.

 

Si llega una visita inesperada y es la hora de servir, ellas reparten la comida de forma tan equitativa que todos quedan satisfechos y hasta alcanza para repetir.

 

Y donde hay mamá colombiana tampoco se desperdicia comida. Si sobra, al otro día te hacen un nuevo plato delicioso. Y ni siquiera te das cuenta que fue hecho con lo que sobró del día anterior.

 

Y si llegas a preguntar, prepárate para una respuesta como la siguiente: Es que en esta casa no se desperdicia comida, porque cuántas personas hay allá afuera que están aguantando hambre. ¡Así que cómaselo y no pregunte tanto!

 

 

8.   Las madres colombianas tienen el poder de la teletransportación y la omnipresencia

 

Aunque te encuentres lejos, siempre puedes contar con tu madre.  No importa la distancia, con tal de estar conectadas con sus hijos, las mamás colombianas aprendieron a usar WhatsApp, Telegram, Skype y hasta Zoom.

 

A ellas no les queda grande la tecnología. Así que si estás en el extranjero, ya no tienes excusas, estás a un clic de distancia de tu madre.

 

Llámala ahora y dile cuánto extrañas esa sopita de pollo, su bendita cantaleta y sus abrazos.

 

 

9.   Las madres colombianas nos enseñan a vivir con valores

 

Las madres colombianas nos enseñan con su amor y ejemplo que vale la pena luchar por nuestros sueños.

 

Además, con sus dichos y forma de actuar nos enseñan esos valores humanos que forjan nuestro carácter, y que nos hacen ser el tipo de personas de las que ellas se sienten orgullosas.

 

 

10. Tener casa no es riqueza pero no tenerla es mucha pobreza

 

Las madres colombianas nos enseñan desde pequeños, a darle valor a las cosas y trabajar por nuestros sueños.

 

Para una madre colombiana, uno de los mayores logros es el tener una casa propia, porque ellas saben la importancia de brindarle estabilidad y seguridad a la familia.

 

Así que  procura cumplir ese sueño y compartirlo con ella, para que se sienta aún más orgullosa de ti.

 

 

Y para ti, ¿cuáles son las mejores enseñanzas de las madres colombianas?

 

Si tienes una madre colombiana, te retamos a realizar tu propia lista de enseñanzas. Tal vez este reto te traiga recuerdos graciosos y otros nostálgicos.

 

Pero eso sí, no olvides los consejos de tu madre, lucha por tus sueños y disfruta la vida al máximo.

 

¿A propósito de sueños, ya tienes un plan para comprar tu casa en Colombia? Contáctanos y hagámoslo realidad.

 

Únete a la discusión

Comparar listados

Comparar
Buscar
Rango de precios De A